Bundt Cake de Nata Montada y Vainilla

¡¡Holitas!! ¡¡Por fin me encuentro de nuevo por aquí!! Y no vengo sola, jijij, no, no, vengo acompañada de una nueva recetichi...,¿cómo me iba a presentar por aquí después de una semana con las manos vacías?, jijij =D
¿Cómo os ha ido esta semana? En mi caso, ¡¡al fin me encuentro en un periodo libre de guardias!!, (aunque cuando llegue el día de volver a ser guardiana me va a costar las mismísima vida ¬¬), en fin, pero mientras tanto, disfrutaré =)

A pesar de estar sin guardias, esta semana se me ha hecho imposible publicar antes, ya que, aparte de tener que hacer tardes raras de ampliación de jornada y demás cosas, he estado inmersa en la organización del cumple de mi hermana pequeña, peeerooo, por ahora, poco más puedo contar. Ya os enseñaré el resultado =D

Mientras, os dejo con la nueva receta que hoy os traigo: en esta ocasión, vuelvo a retomar las recetas Bundt!! =) Que hacía mucho que no se dejaban ver por aquí jijij



Aquí os presento una nueva deliciosísima receta de Bundt cake: de nata montada y vainilla =).
Como no podía ser de otra forma, la fuente de inspiración viene nuevamente de El Rincón de Bea, megaexperta en este tipo de recetas. De hecho, fue la "culpable" de que me terminara comprando mi molde Bundt..., leyendo todo lo que ponía sobre ellos, era imposible que no se antojara tener un molde de este tipo, jijij =D 
Como en la anterior entrada, (Cookies de Nutella, por si aún no la habéis visto ;D), la receta la vi en su libro "El Rincón de Bea", libro que si aún no tenéis, os recomiendo, porque todas las recetas son para hacer casi de forma obligatoria, jijij =D

Muy sencillita de hacer, con ingredientes de "andar por casa" y con la que obtendréis un bizcocho ideal para la merienda, con un sabor ultradelicioso. ¿Estáis ya sacando vuestro molde Bundt del armario? =D 
Pues vamos:








- 285ml de nata para montar fría.
- 200g de azúcar.
- 3 huevos XL, (ó 4 si los que tenéis son más pequeños).
- 200g de harina.
- 50g de Maizena.
- 2 cucharaditas de levadura Royal.
- Una pizca de sal.
- 2 cucharaditas de pasta de vainilla.


PREPARACIÓN:

1. Precalentamos el horno a 175ºC y engrasamos nuestro molde Bundt, (yo utilizo aceite de girasol y un pincel de goma, para conseguir que llegue a todos los rinconcitos característicos de estos moldes ;D).

2. En un bol tamizamos la harina, la Maizena, la sal y la levadura. Reservamos.

3. Ponemos nuestra nata líquida en un recipiente distinto y con la ayuda de las varillas se batirán hasta montarlas, (recordad que ha de estar fría para que se pueda montar bien). Reservamos. ¡Cuidado con no pasarse al montar, ya que un exceso haría que nuestra nata se transformara en mantequilla, y eso es una cosa que no queremos que pase! ;D

4. En otro bol, poner los huevos y batirlos. Luego, ir añadiendo el azúcar a cucharadas, poco a poco y sin dejar de batir, hasta que consigamos que se disuelva, que blanquee la mezcla y quede espumosa.

5. Incorporar la pasta de vainilla a la mezcla anterior y terminar de batir.

6. Ahora llegará el momento de incorporar la mezcla de harina a los huevos batidos, de forma que se añadirá en 3 veces, mezclando bien antes de añadir el siguiente tercio de harina.

7. Una vez que ya no queden restos de harina, añadir la nata montada, también en 3 veces y mezclar con la espátula y con movimientos envolventes para evitar que se baje la nata.

8. Una vez que la mezcla sea homogénea con todo bien integrado, se verterá sobre el molde engrasado, asegurando que queda bien repartida. Alisar la superficie.

9. Introducir en el horno durante 30-40 minutos, o hasta que al pinchar con un palito, éste salga limpio.

10. Una vez listo, sacar del horno y dejar enfriar sobre una rejilla durante 10 minutos, (ni 1 minuto más ni menos ;D). Pasado este tiempo, comenzamos a mover con cuidado el molde para que se despegue de las paredes. Cuando se note que se ha despegado, desmoldaremos dándole la vuelta y se dejará reposar sobre la rejilla hasta que se enfríe completamente.

Una vez frío, ya tendréis listo un suculento bizcocho que deleitará a todo aquel que lo pruebe, con ese saborcito rico a vainilla, uhmm, ¡¡qué bueno!!



No me digáis que no quedan preciosos los Bundt. ¡Qué bonitos son los moldes y qué difícil elegir sólo un modelo!



Aquí ya tenéis vuestro trozo servido, listo para ser comido! =D



Una nueva forma de utilizar la nata montada: transformada en este delicioso Bundt Cake. No me digáis que no es ideal para acompañar los desayunos del finde que se aproxima.



Pues aquí os dejo esta imagen donde se aprecia el dibujo tan bonito que dejan estos moldes en los bizcochos. 
Si aún no os habéis atrevido a haceros con uno, (es verdad que el precio podría hacer dudar), os aseguro que merece la pena comprarse uno y poder disfrutar en primera persona de las maravillas de bizcochos que salen de él :D, (o bueno, sino siempre podréis añadirlo a vuestra lista de regalos de cumple, Reyes y celebraciones varias, jijij =D).


You could be the diamond in the rough.

Y con esto, sólo me queda desearos que paséis un buen finde, (que síi, que ya se ve por el horizonte, jijij) y que os animéis a acompañar sus desayunos, (o sus meriendas), con este delicioso Bundt Cake ;D

....hasta la próxima recetichi!! =) =)


Comentarios

  1. Qué bueno! Esta receta la tenía yo guardada desde antes de tener el libro y vamos, vamos, vamos, tengo unas ganas de hacerla! Aunque tantas cosas quiero hacer que al final no me da tiempo a nada! Tengo que probarlo, viendo lo bien que te ha quedado ahora sí que lo hago. Besicos

    ResponderEliminar
  2. Hola soy nueva por aquí y me encanta tu blog así que te sigo.
    Próximamente nuevas recetas en mi blog: http://cocinaconann.blogspot.com.es/
    ¿Te atreves a cocinar conmigo?

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares